El programa Jóvenes Construyendo el Futuro exige casi 60 mil mdp más: CIEP

0
83

Los recursos otorgados al programa Jóvenes Construyendo el Futuro (JCF) no son suficientes para cumplir el objetivo de capacitar a 2.3 millones de jóvenes que no estudian ni trabajan, aseguró el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

Argumentó que en el Presupuesto de Egresos de la Federación 2019, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) cuenta con una partida de 40 mil millones de pesos para operar ese programa, cuando la cantidad que se necesita asciende a 99 mil 360 millones de pesos.

Tan solo en capacitación, subrayó, JCF reúne una población objetivo de 2.3 millones de jóvenes. Sin embargo, la Encuesta Nacional de Ingreso-Gasto de los Hogares (ENIGH 2016) –elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi)– cuantificó una población potencial de 5.2 millones de jóvenes que no estudian ni trabajan, con edades que van de los 18 a los 29 años.

“De esta forma, el número de jóvenes que cumplen con el perfil para solicitar esta beca podría ser mayor que lo previsto”, adelantó el estudio del CIEP.

Jóvenes Construyendo el Futuro tiene dos vertientes: la primera, a cargo de la Secretaría de Educación Pública (SEP), busca beneficiar a 300 mil estudiantes de educación superior con una beca mensual de 2 mil 400 pesos, mientras duren sus estudios.

La segunda, operada por la STPS, tiene el propósito de promover el fortalecimiento y adquisición de habilidades técnicas y socio-emocionales entre 2.3 millones de jóvenes que no estudian ni trabajan, becándolos con 3 mil 600 pesos mensuales hasta por un año.

En conjunto, JCF tiene un presupuesto para 2019 de 44 mil 320 millones de pesos: 40 mil millones de la STPS y 4 mil 320 millones asignados a la SEP. Dichos montos representan 92.4% del presupuesto total de la STPS y 0.6% del presupuesto educativo para este año.

Enfoque equivocado

El CIEP resaltó que, más allá del presupuesto, JCF presenta un problema de enfoque, ya que entre los jóvenes (hombres y mujeres) que no estudian y tampoco trabajan, 74.7% declaró dedicarse a quehaceres del hogar.

La búsqueda de empleo ocupó a 15.5%, mientras que 3.7% reportó tener alguna limitación física que le impide trabajar.

En el caso de las mujeres el orden es similar, aunque un porcentaje mayor de ellas se concentra en quehaceres del hogar (87.7%).

A la búsqueda de empleo se dedicó 6.7%, y 1.9% reportó limitaciones físicas. Para los hombres la distribución según actividad no económica es distinta, ya que la mayoría se dedicó a buscar empleo (58%). Las limitaciones físicas para trabajar fueron la segunda opción más frecuente (12.4%) y en menor medida los quehaceres del hogar (11.3%).

Independientemente del decil de ingreso, los quehaceres del hogar se mantienen como la actividad más realizada, seguida por la búsqueda de empleo.

“Motivar la inserción al mercado laboral de las mujeres que no estudian ni trabajan, dedicadas en su mayoría a quehaceres del hogar, podría requerir de otro tipo de incentivos, como servicios de guardería y la alternativa de combinar su capacitación con los quehaceres del hogar”, señaló el estudio.

El CIEP también detectó que los lineamientos del programa no incluyen los plazos de operación que lo rigen. Por ejemplo, el período de inscripciones no cuenta con fecha límite y no se hace explícito algún mecanismo para acotar el número de beneficiarios a 2.3 millones.

Además, apuntó, rebasar el número de becarios estimado representaría también una carga extra para el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ya que los beneficiarios contarán con cobertura médica durante su capacitación, que puede durar hasta un año.

En suma, para el CIEP el programa JCF “tiene una visión de corto plazo, dado que la capacitación puede ser máximo de un año y no está necesariamente vinculada con el giro de trabajo de los becarios.

Asimismo, los lineamientos del programa no plantean una estrategia de seguimiento. Esta desarticulación podría provocar que al término de la capacitación vuelvan a la inactividad”.

Dejar respuesta

Por favor, ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí