5 datos que seguro no sabías sobre la nochebuena

0
137

Mucha gente no lo sabe, pero son originarias de Guerrero.

Seguro ya tienes la casa y hasta la oficina bien adornadas con espectaculares nochebuenas rojas, pero ¿qué tanto sabes de ellas?

Como poco se dice de esta belleza que alegra los hogares y las calles en época decembrina, queremos contarte algunas cosas que probablemente no sabías de ellas:

Mexicana como el nopal: Según explica Sonia C. Iglesias y Cabrera en el libro Navidades mexicanas, a pesar de la creencia de que la nochebuena es de origen estadounidense, en realidad nació en un poblado (ahora desaparecido) denominado Cuetlaxochitlán, cercano a Taxco, en el estado de Guerrero.

De tierra caliente: Aunque esta planta florece desde el inicio y hasta la mitad del invierno, en realidad es más fácil cultivarla en tierras con clima cálido.

Util para alimentar: A través del empleo de cataplasmas o fomentos, su sabia era aprovechada en el tratamiento de fiebres y algunas enfermedades de la piel. Además se empleaba para aumentar la leche en las mujeres que amamantaban.

Un tinte natural: Los aztecas la cultivaban para extraer de sus pétalos machacados tinta para sus textiles y cueros, mezclados con la resina de los pinos -oxtle- y otros elementos.

Poder ancestral: “La cuetlaxóchitl, (como era llamada antes y que significa «flor que se marchita»), simbolizaba para los mexicas la pureza y la nueva vida que obtenían los guerreros muertos en batalla. Se pensaba que regresaban a la tierra a libar de la miel de esta planta. Por eso se colocaba en los altares dedicados a los guerreros muertos en cumplimiento de su deber»

Dejar respuesta

Por favor, ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí